Inicio Cuenca Cultura Diputación ya disfruta del Belén Napolitano

Diputación ya disfruta del Belén Napolitano

Los trabajos de los artesanos se prolongan más de mes y medio, desde que comienzan con la estructura del belén hasta que colocan las últimas figuras. Las novedades de este año, una escena de vendimia y otra que tiene como protagonista a Cervantes

La Diputación Provincial de Cuenca se convierte, un año más, en uno de los primeros escenarios de nuestra provincia en dar la bienvenida a la Navidad con la inauguración, esta tarde, del Belén Napolitano, que cumple ya 23 años desde que comenzara a instalarse en el Salón de Actos de la institución. Acompañaron al presidente de la Diputación, Benjamín Prieto y al de la Asociación de Belenistas de Cuenca, Jesús Martín de los Santos en este acto, el obispo de la Diócesis, monseñor José María Yanguas, el alcalde de la capital, Ángel Mariscal y el subdelegado de Defensa, Ángel Cantera, entre otras autoridades.

Para empezar, Prieto se congratulaba de que el Palacio de la Diputación Provincial pueda contar, de nuevo, con el Belén Napolitano, “quiero felicitar a la Asociación de Belenistas de Cuenca por mantener viva una tradición tan arraigada en esta tierra y añadirle ese plus de espectacularidad que consigue en la preparación de esta increíble obra de arte”, señalaba. El responsable de la institución realizaba una invitación a todos los conquenses para que no dejen de visitar la Diputación estos días y la hacía extensiva a todos aquellos que visiten nuestra tierra con motivo de las próximas fiestas. No quiso olvidarse, el presidente provincial, de los más pequeños, “espero que se diviertan y entretengan con este Belén y, al mismo tiempo, empiecen a aficionarse a su elaboración”. Como colofón y testimonio de esta tradición belenística en la provincia, Prieto recordaba el Museo de Artes Decorativas de San Clemente, un edificio dedicado íntegramente a los belenes y de cuya dotación de contenidos se encargó también la Asociación de Belenistas de Cuenca.

También dirigía unas palabras al numeroso público asistente a esta jornada inaugural del Belén Napolitano el obispo dela Diócesis, monseñor José María Yanguas. El prelado confesaba que, desde el primer día que lo contempló se quedó hipnotizado tanto por su belleza como por el trabajo que requiere su elaboración. Tuvo el obispo también un recuerdo para todos los belenes que en estos días se instalan por toda nuestra provincia, en casas y parroquias, destacando y reconociendo la ilusión que en cada uno de ellos depositan quienes los componen, “es necesario que no perdamos esta tradición”, afirmaba Yanguas.

Para finalizar, el presidente de la Asociación de Belenistas de Cuenca, Jesús Martín de los Santos, agradecía a sus compañeros el trabajo realizado y a la Diputación Provincial su acogida, “nos sentimos como en nuestra casa”, afirmaba. Explicaba Martín de los Santos que entre las novedades de este año se encuentran dos escenas, una de vendimia y otra que tiene como protagonista a Miguel de Cervantes, en la que recrea al genio en plena inspiración literaria.

Algunas cifras del Belén
Los visitantes que este año acudan a recorrer el Belén Napolitano de la Diputación podrán profundizar, algo más, en la monumentalidad y laboriosidad que supone su montaje. En un tríptico puesto a disposición del público, se detalla, por ejemplo, que son 130 metros cuadrados lo que ocupa esta obra de arte y que contiene un total de 530 figuras, todas ellas elaboradas artesanalmente por la asociación. Otro dato a tener en cuenta es que han sido necesarios 56.500 minutos de trabajo para que luzca como lo hace a partir de hoy, 950 kilos de corcho y 7.000 tornillos en su ensamblaje.

El Belén Napolitano estará abierto todos los días de 12 a 14 de la mañana y de 18 a 21 de la tarde, desde el 2 de diciembre hasta el 6 de enero.

Comentarios