Inicio Cuenca Provincia La Junta invertirá más de 355.000 euros en la construcción de un...

La Junta invertirá más de 355.000 euros en la construcción de un nuevo retén contra incendios en Uña

El Gobierno regional va a invertir más de 355.000 euros en la construcción de una nueva base retén en Uña con objeto de mejorar el Servicio de Prevención y Extinción de Incendios en Castilla-La Mancha y especialmente en la provincia de Cuenca.

El Consejo de Gobierno ha autorizado recientemente a la Empresa Pública de Gestión Ambiental de Castilla-La Mancha (GEACAM) el gasto de 355.502,97 euros para formalizar el contrato de las obras, que podrían comenzar durante la segunda quincena del mes de agosto.
El gerente de GEACAM, Darío Dolz, ha destacado la importancia de esta inversión, pues va a suponer una mejora sustancial de las instalaciones existentes en la provincia de Cuenca para luchar contra los incendios forestales.

Dolz ha explicado que la nueva base dará cobertura al retén de Uña, compuesto por 12 trabajadores y un camión autobomba con otros cuatro componentes, por lo que en las nuevas instalaciones trabajarán hasta 16 personas.

Además, el proyecto contempla la instalación de una oficina para los agentes medioambientales de la comarca.
Época de riesgo extremo de incendios.

El gerente de GEACAM ha aprovechado para recordar que Castilla-La Mancha se encuentra actualmente en periodo de riesgo extremo por incendios forestales debido a la subida de las temperaturas y ha solicitado la colaboración de la ciudadanía para evitar los incendios forestales.

En este sentido, ha hecho un llamamiento a la prudencia a la hora de salir al monte y ha recordado la prohibición de hacer fuego arrojar colillas en el medio natural, así como la recomendación de extremar la precaución en la realización de laborales agrícolas con segadoras, cosechadoras, etc.

Dolz ha recordado que cerca de 500 personas, entre el personal propio de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, GEACAM y las empresas colaboradoras; trabajan en el operativo contra incendios de la provincia de Cuenca durante el periodo de alto riesgo, comprendido entre 1 de junio al 30 de septiembre.

Además, este año contará con 33 puestos de vigilancia distribuidos por toda la provincia, 10 patrullas móviles con dos componentes por turno para detectar los incendios incipientes, 3 helicópteros de transporte y extinción para el lanzamiento de agua con helibalde, 2 retenes helitransportados en Campillo Paravientos y Albendea, 1 avión de carga en tierra con capacidad de hasta 3.100 litros, 3 máquinas pesadas con alta capacidad de extinción, 13 autobombas y 6 autobombas con retén, 1 camión nodriza con capacidad para más de 14.000 litros y 13 brigadas terrestres.

Todos estos medios se coordinarán desde el Centro Operativo Provincial, que lleva a cabo la asignación de medios y la atención continuada de los incendios durante las 24 horas de los 365 días del año; o desde el Puesto de Mando Avanzado en el caso de los grandes incendios.

Comentarios