Inicio Fútbol Autonómicas El AD Campillo impone su ley en El Herrumblar

El AD Campillo impone su ley en El Herrumblar

Imagen de un partido previo de El Herrumblar CF;  Fotografía: @ElHerrumblarCF
Imagen de un partido previo de El Herrumblar CF; Fotografía: @ElHerrumblarCF

Los hombres de Rubén Sahuquillo se impusieron con solvencia a un Herrumblar combativo pero inexperto, que nada pudo hacer frente a las tablas y el oficio de los visitantes. El 0 a 3 final mantiene a los campillanos en la lucha por el ascenso.

Pese a lo que la tabla indicaba, los blancos esperaban un partido complicado, un choque de brega, de pelea, de coraje. En la última década, el Liborio Torres había sido famoso en la comarca por su dificultad, por la intensidad y la dureza con la que se empleaban los anfitriones. Pero los naranjas de hoy no son los naranjas de hace unos años. Hablamos de un equipo todavía en formación, gente joven que aún tiene que conocerse e interiorizar los mecanismos del juego. También tiene que cuajar en ellos el carácter fiero y competitivo que tuvieron sus predecesores hace unos años.

Pero además de esto, los de Campillo de Altobuey completaron un partido serio y nunca dejaron que los locales supusieran una amenaza. Desde el principio, se hicieron con el dominio del esférico y amenazaron constantemente la portería contraria. Así las cosas, el gol de Medina a balón parado fue una consecuencia lógica de lo que se veía en el campo. Concientes de que la diferencia de un gol no era suficiente y el partido podía complicarse, los visitantes no se dieron por satisfechos y buscaron otro tanto de manera decidida. El Sector Botellín nuevamente acompañó al equipo y los blancos parecían jugar en casa. Fruto de este aplastante dominio llegaría el segundo gol. A la salida de un córner, Álvaro Rubio cometió un clamoroso penalti sobre Mazoto cuando éste ya se disponía a rematar. Futre se encargaría de transformarlo y anotar el 0 a 2 justo antes de que el colegiado decretara el final de la primera mitad.

Nada más comenzar el segundo acto, Medina sería objeto de un clarísimo penalti, que además del lanzamiento desde los 11 metros debería haber significado la expulsión del guardameta, quien sólo recibió tarjeta amarilla. Nuevamente Futre sería el encargado de transformarlo y sentenciar definitivamente el choque. De ahí en adelante el AD Campillo bajó el pistón de forma clara, lo que permitió algún que otro acercamiento de los locales, pero sin peligro real para la portería de Raúl. Los visitantes perdieron concentración y verticalidad y se dedicaron a especular con el holgado resultado, mientras que los naranjas buscaban su gol sin demasiados argumentos. Con este escenario, concluyó el encuentro.


Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here