Inicio Fútbol Autonómicas El Herrumblar se reencuentra con la victoria ante un débil Pozo Cañada

El Herrumblar se reencuentra con la victoria ante un débil Pozo Cañada

Imágen de un partido anterior del club conquense.  Extraida de @ElHerrumblarCF
Imágen de un partido anterior del club conquense. Extraida de @ElHerrumblarCF

Los naranjas fueron dueños de la posesión durante todo el encuentro y vencieron sin trabas a un Pozo Cañada que apenas dispuso de ocasiones de peligro.

Tras la severa derrota en Ledaña, los herrumbareños afrontaban la visita de Pozo Cañada con la obligación autoimpuesta de ganar sí o sí al conjunto albaceteño para recobrar la moral perdida en el derbi conquense de la semana anterior. No iban a repetir errores del pasado y los jugadores de Juan Miguel fueron dueños y señores del partido de principio a fin, dominando el esférico durante todas las fases del encuentro. El juego de los herrumblareños era fluido y las ocasiones se sucedieron a lo largo del partido.

La primera mitad ya daría claras muestras de lo que iba a ser el encuentro. Pozo Cañada esperaba agazapado su oportunidad de salir a la contra o conseguir alguna acción a balón parado que les diera ventaja en el marcador. Renunciaban a la creación y se perdían en pelotazos infructuosos, muy fáciles de defender para las torres herrumblareñas.

Los locales sin embargo, trataban de llegar por banda y generaban situaciones de peligro con asiduidad, pero el premio del gol se resistía. Excesivas ocasiones mandadas al limbo que podían pasar factura a la moral de los herrumblareños, frustrados ante el gol. Pero los naranjas supieron tener paciencia, no desesperaron, y la ausencia del gol no se hizo eterna. En el 41’ Héctor ponía un centro atrás y Omar aparecía para rematar, poniendo el balón lejos del alcance del meta visitante. Era el gol que daba la tranquilidad justo antes del descanso.

La segunda mitad sería un calco de la primera, pero en esta ocasión el gol herrumblareño llegó con mayor precocidad y la historia del partido terminó con él. Antes pudo empatar Pozo Cañada en una jugada a balón parado en la que el balón quedó suelto. La 2ª jugada la ganó Fernando Sánchez, pero su disparo se marchó a escasos centímetros del larguero. Fue la mejor ocasión de los visitantes en el encuentro y precedió al gol que lo sentenció. En el 73’ David recibía un gran pase de Javi y se plantaba solo ante el guardameta visitante, al que batió con facilidad cruzando el balón con la zurda.

Ese fue el verdadero final del partido. Los locales relajaron el ritmo, bajando la intensidad y constancia de sus ataques, y los visitantes terminaron de arrojar la toalla, luchando por terminar el partido con la mayor entereza posible y no salir goleados.

En definitiva, partido cómodo para los de Juan Miguel que se reencuentran con la victoria tras 5 jornadas sin ganar.

Tendrán complicado seguir la racha los herrumblareños, ya que la semana que viene visitan a uno de los huesos de la categoría. Se desplazarán a Albacete para enfrentarse a un herido Al-Basit, que viene de perder en Villalpardo, lo que los convierte en un equipo más peligroso si cabe.


Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here