Inicio Fútbol Autonómicas El CD Iniestense recibió un severo correctivo en Pozo Cañada

El CD Iniestense recibió un severo correctivo en Pozo Cañada

Imagen del partido anterior del CD Iniestense;   Foto:  Soraya Peñarrubia
Imagen del partido anterior del CD Iniestense; Foto: Soraya Peñarrubia

Los de Juancris han arrancado fatal la temporada y este domingo recibieron una goleada de escándalo en su visita a Pozo Cañada.

Algo no marcha bien en Iniesta. Las numerosas bajas, la espantada de algunos jugadores de la temporada pasada y la escasa pretemporada del equipo no sirven como excusa para este mal arranque de temporada de los blancos. Sí es cierto que el bloque está lejos de alcanzar el nivel de la temporada pasada, pero no es menos cierto que no deben tener tantos problemas defensivos cómo para encajar la friolera de 11 goles en 2 partidos. Este domingo Pozo Cañada les hizo nada más y nada menos que 7.

Un resultado tan abultado que carece de sentido analizar lo acontecido en este partido para olvidar del CD Iniestense, resultando más interesante investigar en las causas que dieron lugar a tal descalabro.

Los recibía un herido y reforzado Pozo Cañada que venía de ser goleado en Isso, pero que está lejos del nivel de los “cocos” de la categoría cómo pueden ser el propio Isso o el Atlético Ibañés B, verdugo de los blancos el anterior domingo. Quizá ese hambre de los locales chocó con la escasa intensidad que mostraron los iniestenses y pudo ser una de las causas de la goleada.

Otro de los factores asumibles podría ser el complicado terreno de juego de la localidad albaceteña. Es cierto que disponen de césped natural pero, ¡vaya césped natural!. Un terreno plagado de baches, calvas y excesivamente largo, donde dominar el balón se antoja una utopía en numerosas ocasiones. Aunque esto tampoco valdría cómo argumento de peso, ya que como se suele decir: “el campo es el mismo para los dos equipos”.

Por último, en esta extraña fase de investigación, cabe hacer hincapié en el mal momento de los hombres de Juancris, lo cual parece ser la causa principal del descalabro. Tan solo 13 jugadores disponibles y una actitud previa al choque cargada de derrotismo no auguraban un final feliz para los de Iniesta, que terminaron rogando el final del encuentro a gritos. Además, sobre el campo pocos dieron el nivel que se espera de este CD Iniestense. Ahora toca analizar en comunión en el vestuario las causas de este fatal arranque, para así poder incidir en ellas y corregir errores cuanto antes. La temporada ha comenzado no ha hecho más que comenzar, y lo que toca ahora es enderezar el rumbo cuanto antes.


Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here