El Conquense ha superado la primera eliminatoria en una fase de ascenso...

El Conquense ha superado la primera eliminatoria en una fase de ascenso en tres de cuatro ocasiones

Solo en la 16/17 no ganó a su primer adversario. En el resto, siempre ha sido capaz de arrancar de forma positiva

Compartir

Este sábado arranca la fase de ascenso a Segunda División B, y el Conquense tendrá que subirse al autobús para viajar 399 kilómetros hacia Anguiano, un municipio de la Rioja Alta en la comunidad autónoma de La Rioja, y que será el rival de los blanquinegros en los cuartos de final de la promoción de ascenso. Un rival complicado, seguramente de los más difíciles dentro del bombo de los cuartos, y a la vez un auténtico desconocido, al no haber jugado con anterioridad entre sí. De hecho, ni el Conquense ha jugado contra equipos riojanos en la fase de ascenso, así como el propio CD Anguiano tampoco ha tenido que poner rumbo a Castilla-La Mancha en esta parte de la temporada.

Si bien la historia y los antecedentes poco tienen que ver, y lo que suceda será lo que propongan los futbolistas de uno y otro en los, a priori, 180 minutos de eliminatoria, hay datos positivos que sirven para confiar en la continuidad del Conquense en su sueño por alcanzar la Segunda División B. Al margen de su magnífica trayectoria durante toda la campaña, especialmente en una segunda vuelta digna de mención, cabe resaltar lo bien que se desenvuelve la Balompédica en la Fase de Ascenso, desde que tiene formato de eliminatorias.


Así, esta va a ser la cuarta ocasión en que juegue este nuevo sistema, donde los equipos abandonan la liguilla que se disputaba con anterioridad, para enfrentarse en eliminatorias. La primera vez fue en la 06/07, cuando un Conquense campeón de liga tuvo que viajar a tierras andaluzas para enfrentarse al CD San Fernando. 0-0 en la ida y un 2-0 en La Fuensanta le dieron el pase a la siguiente ronda, en la que se certificó el ascenso ante los gallegos de la SD Negreira.

En la 12/13, la primera cita fue en Cataluña, donde jugaron ante el Manlléu. Un triunfo por 0-2 les puso la eliminatoria en bandeja, para posteriormente doblegar al Don Benito y la UD Poblense y regresar, nuevamente, a Segunda B.

La última incursión en la fase de ascenso se produjo hace una campaña, en la 15/16. También fue la única en lo que no se logró el ascenso. Perdió ante el Extremadura, en el duelo de campeones, aunque la siguiente eliminatoria sí fue capaz de superar a otro conjunto extremeño, el Jérez. Sin embargo, el Mutilvera navarro le apeó de la categoría de bronce.

A todas estas participaciones en la fase de ascenso a Segunda B, hay que sumar también otra a Segunda División, cuando los balompédicos superaron las semifinales al doblegar a un histórico Burgos. Una bonita vaselina de Jorge Pérez en La Fuensanta, tras empatar a 0 en El Plantío, le permitió a los conquenses luchar por el ascenso, el cual fue para el Real Madrid en una eliminatoria polémica.

Comentarios