Inicio Noticias Más Deporte El Campamento Pío XI de Cuenca celebra en El Manantial su 50...

El Campamento Pío XI de Cuenca celebra en El Manantial su 50 aniversario

El sábado 25 de junio de 2022 pasará a la historia como uno de los días más especiales del Campamento Pío XI. Más de 300 personas se han dado cita en el paraje El Manantial, situado en la Serranía conquense, en el término municipal de Poyatos, para celebrar sus 50 años de andadura y reencontrarse después de mucho tiempo sin verse.

El Campamento Pío XI, gestionado primero por los Jóvenes de Acción Católica de Cuenca y ahora por el movimiento Católicos en Acción, comenzó en el año 1972, en la Dehesa Boyal de Cañamares, hasta que en el año 1984 se trasladó a la Fuente del Arenazo (Uña). En 1989, se instaló definitivamente hasta la actualidad, en dicho paraje, situado a dos kilómetros de los albergues de Tejadillos (Monumento a la madera) en dirección hacia Poyatos.

50 años en que de forma ininterrumpida, unos 18.000 niños y jóvenes, aproximadamente, han pasado por el “Pío XI”, pionero de los campamentos organizados por la Iglesia Católica en la diócesis conquense.

La jornada de este sábado fue memorable. Un arco de globos y unos simpáticos voluntarios han dado la bienvenida a los asistentes en la puerta del campamento y, en su comedor, el día ha empezado con la acogida a todos los asistentes por parte del presidente de Servi Trinitatis, P. Antonio Martínez Racionero, la presidenta diocesana de Católicos en Acción, Eva María Huerta y el coordinador del evento, P. Mario Ortega. También, algunos de los más de treinta jefes de campamento durante estos 50 años. Después, se ha proyectado un pequeño vídeo sobre la historia del campamento con imágenes de sus primeros años y testimonios de los que lo comenzaron.

La Expoaniversario- Un emotivo recorrido por los 50 años de historia

A continuación, todos los asistentes han hecho un recorrido por la “Expoaniversario”: 50 paneles grandes distribuidos por toda la finca, uno por cada año de vida del campamento, en los que se pueden ver fotos de ese verano y las efemérides principales que ocurrieron tanto en el campamento, como en España y en el mundo, desde 1972 hasta 2022

Durante el recorrido se han ido descubriendo distintas sorpresas. La primera ha sido la inauguración y bendición de un monumento al Corazón de Jesús en un lugar de gran simbolismo para el campamento. La segunda, la presentación de una placa conmemorativa en la fachada del Albergue en honor a Don Gratiniano Checa, sacerdote conquense fallecido en 2018 y principal promotor del Campamento Pío XI, que dedicó toda su vida a la Juventud de Acción Católica. Ha sido un momento muy emotivo para todos.

Además, han recibido un especial reconocimiento distintas personas que han trabajado y se han desvivido de manera desinteresada durante estos 50 años por la buena marcha del campamento. Entre ellos Ismael Checa, que se ha encargado de todas las labores de construcción y mantenimiento de “El Manantial” desde sus orígenes. En justo reconocimiento, le ha sido entregado un lienzo diseñado y personalizado por el artista conquense Javier Romero.

El recorrido ha terminado con una foto de todos los asistentes en un gran arco photocall lleno de fotografías del campamento que se ha preparado para la ocasión.

La Tuna de Acción Católica comienza una nueva andadura

Otra de las sorpresas del día ha sido un homenaje a la tuna de Acción Católica, bien conocida desde hace décadas en Cuenca y muchísimos pueblos de la provincia. Una tuna, renovada en la actualidad, por jóvenes universitarios, que han aprovechado este día festivo para hacer su presentación en sociedad actuando para los asistentes. Uno de los momentos más emotivos ha sido cuando, los jóvenes tunos, han llamado a los veteranos y han cantado juntos las canciones de siempre, pasándoles éstos el testigo y la ilusión para que ellos continúen con la preciosa labor comenzada: cantar en todo tipo de eventos y actos sociales, para la obtención de fondos para los campamentos, las misiones y demás fines apostólicos.

Un día lleno de detalles

Para la comida se ha encargado una paella gigante de la que han podido disfrutar todos los asistentes. Además, se ha grabado un videoclip con la canción que el compositor J.A Esteban Usano, ha creado para esta ocasión tan especial.

Y, como no puede haber un campamento sin su “fuego de campamento”, este encuentro no podía ser menos. Los asistentes han podido disfrutar de varias actuaciones cómicas, testimonios y un pequeño homenaje en forma de vídeo para todos aquellas personas ya fallecidas, que han pasado por el campamento o trabajado por él durante estas cinco décadas.

Misa de acción de gracias con el obispo de Cuenca

El broche de oro para este día tan especial ha sido una Misa de acción de gracias presidida por el Obispo de Cuenca, concelebrada por numerosos sacerdotes y en la que ha cantado el Coro de jóvenes de Católicos en Acción. Monseñor José María Yanguas ha resaltado la incansable labor apostólica que, durante generaciones, e impulsados por Don Gratiniano, han desarrollado jóvenes, mayores y niños gracias al Campamento Pío XI.

Y el Campamento continúa más de 500 asistentes cada verano

En la actualidad, con el obligado paréntesis del año de la pandemia (2020), el Campamento Pío XI cuenta con 4 turnos y diversas convivencias que ocupan prácticamente todo el verano. Más de 500 niños y jóvenes llenan estos turnos y siguen dando vida a este proyecto que, con la ilusión renovada de todos los que lo sostienen, este año cumple sus bodas de oro.

Comentarios