Inicio Opinión ¿Quién me ha robado el 2020?

¿Quién me ha robado el 2020?

Vaya año raro, ¿no?. Comenzaba 2020 como casi cualquier otro año, algunos atragantándose con las uvas y otros con alguna copa de más. Parecía un año redondo con los dos 20 y de las pocas preocupaciones que había era el tener cuidado a la hora de firmar documentos por ese baile de cifras que podía dar a timo o engaños.

Comenzábamos a planificar vacaciones, fines de semana, puentes… Mirábamos en el calendario las fiestas de Carrascosa de Haro y El Pedernoso y cuadrábamos para poder estar con familia y amigos. Un año más, monotonía… Pero que equivocados estábamos, nada iba a ser así.

Llegaban las primeras noticias sobre una pandemia que podía ser mundial pero no nos queríamos creer, pensábamos que sería una parecida a la gripe aviar, pero más bien se parecía a la denominada ‘Gripe Española’ de 1918. Ya que todo iba a ser incontrolable; y en marzo terminábamos confinados. Lo veíamos entonces como una situación más, una novedad e incluso algunos como unas vacaciones por unos días para estar con la familia en casa.

Pero nada fue así, todo cambió y la vida nos dio un vuelco. Crecían los números de contagiados, los números de muertos, las historias de personas cercanas y no cercanas que nos encogían el corazón y solo buscábamos el cuándo estaría la vacuna poniendo en google: vacuna coronavirus. Era nuestra única esperanza mientras hacíamos cuentas de cuándo terminaría todo esto y cuándo podríamos ver a nuestra familia y amigos.

Para julio ya estará todo bien y podremos ir de fiestas, eso queríamos pensar aunque no lo creíamos en realidad. La responsabilidad y el estar el virus presente hacía que la mayoría de los festejos quedaran suspendidos y entonces cambiaba de nuevo nuestra mente, la mayoría de los planes también se suspendían y buscábamos otras opciones.

Aunque todas las opciones tienen que llevar mascarilla y distancia de seguridad. ¿Y por qué cuento esto?, ¿y por qué cuento esta historia cuando todos la sabemos? Pues es muy sencillo, porque a varios se les está olvidando de dónde venimos y por lo que hemos pasado, ya no nos acordamos de lo sufrido y queremos hacer todo y como antes del confinamiento en cuatro días.

A ver, es entendible que queramos hacer cosas después de estar encerrados, pero hay que hacerlas con responsabilidad y sabiendo que el virus está. Con precaución aunque sin un miedo que nos haga sufrir, disfrutando pero sin hacer barbaridades y con la cabeza puesta en un 2020 que nos lo han robado pero del que nos pueden quitar más cosas.

Hagamos turismo, visitemos lo bonita que es Cuenca y su provincia y Castilla-La Mancha al completo pero con precaución y con las medidas necesarias. De no ser así, vayamos preparando las manos para aplaudir lo idiotas que somos a las 20:00 horas y llamemos al Dúo Dinámico para que nos haga una nueva canción para tararear, una que diga: Me lo merezco o algo así…

Aprendamos de los errores y tomémonos el virus en serio.

Comentarios