Inicio Noticias Entrevistas Iván Rubio: «He sufrido mucho desde fuera, porque cuando no puedes estar...

Iván Rubio: «He sufrido mucho desde fuera, porque cuando no puedes estar se pasa peor»

Una vez acabada la temporada para la UB Conquense, hablamos con el capitán del equipo, Iván Rubio, quien no ha podido ayudas a los suyos hasta el final, donde ha sido clave para lograr la permanencia. Además, también ha conseguido ascender con los Juveniles a División de Honor, equipo que lo entrena desde hace dos años.

Pregunta: Lo primero Iván una valoración de la temporada para ti, tanto con el primer equipo como jugador como el ascenso del Juvenil.
Respuesta:
La valoración con el primer equipo no es nada que no sepáis, ha sido una temporada muy dura, donde el objetivo al principio de temporada era luchar por loes puestos de arriba, ya que no puede ser de otra manera en una institución como el Conquense. Empezó el equipo bastante bien hasta que fuimos a Marchamalo, allí perdemos un partido que no merecimos perder y a partir de ahí vinieron muchos problemas, nos hemos encontrado situaciones complicadas como parones de entrenamientos por el covid, que no son excusas ni mucho menos pero nos ha costado coger el ritmo a la competición, al ser tan cortas cuando pierdes dos o tres partidos te metes en un lío y luego al no estar preparados para luchar por mantenernos jugamos con una presión añadida que nos ha hecho pelear por algo que al final lo hemos sacado, porque de no ser así hubiera sido terrorífico. A nivel de Juvenil ha sido todo lo contrario, ya que al principio el objetivo no era ni mucho menos lo que hemos conseguido, era salvar la categoría porque era un equipo totalmente nuevo al irse cuatro o cinco jugadores de los más importantes pero fuimos cogiendo una buena dinámica, los chicos cogieron confianza, fueron adaptándose a la competición y hemos demostrado ser el mejor equipo después del Albacete sin lugar a dudas.

P: Desde fuera se te ha visto mal de no poder ayudar por culpa de tu problema cardíaco, ¿Cómo pasaste todo este tiempo?
R:
Justo antes de comenzar la liga me comentan que hay una anomalía y que puede haber un problema cardíaco te llevas un susto a nivel personal. Luego es complicado al no poder ayudar a los compañeros, aunque al principio va bien porque los resultados deportivos acompañaban, pero luego cuando empiezan a ir mal quieres ayudar y no puedes.. He sufrido mucho desde fuera, porque cuando no puedes estar se pasa peor. Afortunadamente he llegado en un momento importante de la temporada, creo que he podido echar una mano al equipo, también por la experiencia, hemos salvado la categoría pero siento pena de no poder haber ayudado desde el principio.

P: ¿Pensaste en dejar el fútbol?
R:
Lo pensé, porque cuando me dicen que tengo una anomalía me pongo en el peor de los casos y lo que me dicen es que a nivel personal y a nivel de vida normal no me va a repercutir para nada, pero sí a nivel profesional. Entonces me pongo en que quizás lo tengo que dejar, el venir a entrenar con los juveniles me daba libertad y confianza y por suerte las pruebas salieron bien y a partir de ahora tendré pruebas cada seis meses, serán normales y por suerte está todo bien.

«El factor moral creo que ha terminado siendo muy importante»

P: Iván Rubio ha sido clave para lograr la salvación, con él en el campo el Conquense no ha perdido ningún partido…
R:
La clave ha sido que los compañeros y el club me tienen muy bien valorado, el míster también, al final yo soy un jugador importante en el campo pero también lo soy fuera. Los compañeros estaban esperando casi más que yo el resultado genético, me animaban que tenía que ayudar y una vez que todo salía bien reaparecí contra el Almagro, íbamos perdiendo por 1-3 ante un equipo que no había puntudo a domicilio y salir y empatar a tres creo que fue una subida de moral al equipo, de ha salido el capitán, ha vuelto un jugador importante e íbamos perdiendo y conseguimos empatar, ese factor moral creo que ha terminado siendo muy importante.

P: ¿Cómo valorarías la planificación deportiva?
R:
La Balompédica tiene que ponerse objetivos ambiciosos, la planificación de la temporada a toro pasado se puede decir que no ha sido buena, también porque jugadores claves no hemos podido ayudar. Sierra era clave en portería, Charlie en defensa y han tenido muchas lesiones, yo tampoco he podido ayudar en el centro del campo. No haber estado nosotros se tiene que notar. Cuando las cosas no salen bien es porque la planificación no ha sido buena y los jugadores no hemos rendido como deberíamos, teníamos plantilla para mucho más de lo que hemos conseguido, eso lo tengo clarísimo.

P: Supongo que ya estás pensando en el año que viene como jugador y como entrenador del Juvenil…
R:
Soy el único jugador que tiene contrato en el equipo, ya que el año pasado firmé dos años, mi intención es seguir y a nivel personal me viene un año bonito en el que voy a ser padre en septiembre, también tenemos el objetivo de hacer un año bonito y disfrutar mucho con los juveniles en División de Honor y en principio de no haber problemas estaré como jugador y entrenador del juvenil, que el club quiere que también siga ahí.

«Hay que dar el salto con los de fuera, con 8 ó 9 jugadores»

P: ¿Con cuántos jugadores de esta temporada ya pasada te quedarías para el año que viene en el primer equipo?
R:
Cuando las cosas no salen como un espera hay que hacer cambios, eso está claro, somos 22-23 jugadores y ahora hay que hacer un ejercicio de reflexión y autocrítica y a partir de ahí tomar decisiones. Creo que se podrían quedar de 10 a 12 futbolistas, porque a pesar de nos ser un buen año creo que hemos estado por debajo de nuestro nivel, entonces creo que hay jugadores muy válidos y hay que quedarse con la base de un equipo y este año en un año tan atípico creo que éramos demasiados en la plantilla, bajo mi parecer y al final creo que me quedaría con de 10 a 12, pero hay que dar el salto con los de fuera con 8 ó 9 jugadores y en esos hay que acertar.

P: ¿Y con Jordi Fabregat te quedarías?
R:
Sin duda que lo tendría en cuenta, Jordi vino con un objetivo, lo ha conseguido y a raíz de su llegada el equipo ha mejorado a nivel futbolístico, a nivel de moral y a nivel de muchas cosas. Es un entrenador que lo ha dejado todo, que ha llegado con muchas ganas, nos ha conocido mucho en muy poco tiempo, vive esto como el que más y sin duda creo que se merece que se le valore y que tenga una oportunidad. Luego el club deberá valorar si es el entrenador ideal que quiere para la línea que quiere seguir el club.

Fotografía: Alfonso Fernández

P: ¿El objetivo y la plantilla del año que viene será para ascender?
R:
Siempre que hablamos del Conquense el objetivo tiene que ser estar arriba, luchar por ascender y sobre todo no pasar un año como este. Pero el club debe ser ambicioso y hacer un proyecto con gente de Cuenca y acertar con los que vienen de fuera, que den un salto de calidad y los veteranos aportar más que este año.

P: ¿Es complicado ser futbolista de Cuenca y jugar en el Conquense?
R:
No es fácil porque sí es cierto que el club quiere que haya mucha gente de Cuenca, pero jugar en La Fuensanta hay que ganárselo, no vale que lo haga cualquier jugador y en este sentido hay un proyecto juvenil que es muy bueno, pero los chicos tiene que madurar y tienen que ir paso a paso y no podemos creer que un chico de 17 ó 18 años puede sacar al equipo de abajo porque hay que seguir una estructura, ir subiendo escalones porque no es fácil jugar en el Conquense, se te obliga a estar arriba y no es lo mismo que otros equipos, con todos mis respetos. Jugar en el Conquense y ser de Cuenca no es fácil, pero hay que ayudar a todos los chicos y meter más presión a los veteranos que a los jóvenes, eso lo tengo claro.

«Fuera de casa me he sentido valorado, pero ni la mitad que aquí»

P: ¿Y por qué Iván Rubio sigue en la Balompédica cuando tiene ofertas de equipos de superior categoría?
R:
Sigo en el Conquense, me llegan cosas de categorías superiores, siempre he jugado en categorías superiores pero al final esta es mi casa, me encuentro bien, me encuentro muy valorado y al final cuando uno se siente valorado por los compañeros, la familia y el club, donde además formo parte importante del equipo juvenil hace que te puedas ganar un futuro el día que tenga que dejar el fútbol y aquí tengo las puertas abiertas y me siento importante, que es fundamental. Fuera de casa me he sentido valorado, pero ni la mitad que aquí.

P: ¿Te ves entrenando al Conquense cuando te retires?
R:
No lo sé, pero lógicamente cuando uno es entrenador de un proyecto juvenil y la cosas van bien, gracias a ellos porque al final los jugadores son los más importante, en el futuro me gustaría ser entrenador y director deportivo, son dos figuras que me estoy sacando y ahora me tienen que dar el nivel tres que me lo he sacado ya. A partir de ahí me gustaría seguir ligado al Conquense y ojalá en el futuro pueda entrenar al equipo, dirigir a tu equipo y al de tu ciudad sería muy bonito.

Juvenil
P: Cambiemos de tema y hablemos del equipo Juvenil ahora, ¿cuándo os dais cuenta que podéis ascender?
R:
No era el objetivo a principio de temporada al ser prácticamente nuevo, pero nos damos cuenta cuando en navidades nos vamos líderes. Al ser una liga tan corta si te vas en Navidad primero te das cuenta que te quedan 10-12 partidos y si eres capaz de hacer una segunda vuelta similar a la primera había muchas posibilidades de subir. Cuando terminamos la liga regular y estamos con ventaja nos lo creemos todavía más, terminando con 10 puntos de 15 posibles en la fase de ascenso, algo que es complicado de poder lograr.

P: Es una categoría bonita pero difícil de mantenerse, ¿vais a reforzar mucho el equipo?
R:
Los años que los equipos de Cuenca han subido a División de Honor han terminado bajando al año siguiente, sabemos que hay mucha dificultad con grupos de equipos de Madrid, Valencia o Murcia y hay canteras muy fuertes. Se nos quedarán unos 12 jugadores, más los que vienen de abajo pero para intentar luchar e intentar mantener la categoría, que es muy difícil hay que traer ocho o nueve jugadores de fuera. El club hablará conmigo, se nos están ofreciendo muchos jugadores pero tenemos que dar un salto de calidad.

P: ¿Qué consejos les das a tus jugadores?
R:
En la edad juvenil yo antes de los partidos les digo a los chicos que disfruten, porque es la etapa más bonita del fútbol. Yo es la mejor etapa que recuerdo de fútbol, es una etapa para formarse, para aprender y para disfrutar cada día y la gente tiene que ser valiente, porque a partir de esta edad en el fútbol solo vale ganar, si ganas eres muy bueno y si pierdes eres muy malo.

Para terminar: un mensaje a la afición balompédica
R:
Primero disculpas y lo segundo gracias. Al final hay que pedir disculpas porque no hemos estado a la altura de lo que el Conquense tiene que estar y gracias porque nos han apoyado en momentos complicados donde más los hemos necesitado, al final es muy de valorar, se podrían haber comportado mal o haber silbado y la afición a poco que les hemos dado ellos nos lo han agradecido. Hay que tener claro que si ellos lo han pasado mal que se pongan en la piel de los jugadores que al final es nuestro trabajo y nos jugamos el poder seguir teniendo equipo el año que viene. Pero sin duda la Balompédica no puede estar luchando por lo que lo ha hecho este año. Como digo: disculpas y gracias.

Comentarios