Inicio Noticias Entrevistas Ángel Soriano: «Doy un 10 al equipo y por supuesto el resultado...

Ángel Soriano: «Doy un 10 al equipo y por supuesto el resultado también es de 10»

Ángel Soriano (izquierda), junto a su compañero de posición en la selección, Ximo
Ángel Soriano (izquierda), junto a su compañero de posición en la selección, Ximo

El portero estrenaba capitanía en la Selección de Fútbol Sala de Cuenca, la cual quedó subcampeona de España en la Copa de Delegaciones

La selección de Fútbol Sala de Cuenca alcanzó la final de la Copa de Delegaciones este pasado domingo, aunque no pudo con la anfitriona Málaga. A pesar de la derrota, las sensaciones del equipo fueron muy buenas en un fin de semana intensos de partidos, con hasta cinco encuentros en poco más de 36 horas, con el esfuerzo extra de ser todos ellos a tiempo parado, lo que obliga a que los equipos lleguen a la cita en un óptimo estado de forma para llegar frescos a la fase final.

El combinado conquense no llegaba con la vitola de favorito, ya que selecciones como Valladolid, Guadalajara, Alicante o la propia Málaga partían, a priori, en las quinielas para llevarse el triunfo, pero el bloque dirigido por Javier Blanco y Roberto Panadero se mostró muy serio, especialmente en labores defensivas, para finalmente revalidar la segunda plaza, en un equipo en el que repetían seis jugadores, si bien varios de los que acudían en este 2016 y no habían participado un año antes ya habían participado con la selección en otros torneos.

Con estos cambios, también estrenó capitán, siendo el meta del Restaurante El Fuero Ángel Soriano el que llevó el brazalate durante estos días, lo cual «ha sido un orgullo y me ha hecho muchísima ilusión», aunque restaba importancia sobre su liderazgo en el equipo, ya que «todos hemos aportado lo poco o mucho que sabemos de fútbol para conseguir que las cosas fueran lo mejor posible», aunque este honor lo considera «un premio a estos años», siendo Soriano uno de los jugadores que en más ocasiones ha participado con la selección conquense.

Respecto a la participación de Cuenca en esta Copa de Delegaciones, ha definido como «brillante» su paso por la localidad malagueña, si bien «no hemos entrenado todo lo que lo han hecho otras selecciones», lo que en su opinión se contrarrestó con «una unión y una calidad que siempre hace que te preguntes qué hubiera pasado si entrenáramos más habitualmente». Como nota para los suyos, no lo duda. «Un 10 como equipo y por supuesto el resultado también es de 10».

El éxito del combinado de Cuenca lo basa en «una piña genial durante los tres días tanto dentro como fuera del campo», ya que, por ejemplo, «nadie se ha quejado de jugar más o menos, ni de que lo cambie el entrenador en un momento dado. Todos sabíamos cuál era nuestro sitio y es difícil que todo encaje tan rápido en un equipo». En apartados del juego, ha resaltado «el sacrificio del equipo en defensa», señalando que «jugamos sabiendo que lo primero es defender y ser generosos atrás», lo cual le ha dejado «alucinado, el ver como todo el mundo tiene esto claro».

En los cinco partidos, destacaron las paradas del propio Ángel Soriano, quien jugó todas las primeras partes, y su compañero de posición Joaquín Domene ‘Ximo’, encargado de disputar las segundas partes. Sin embargo, el capitán acabó con «sensaciones contrarias», debido a que «por un lado pienso que recibí demasiados goles y que hay que mejorar», aunque por otro «creo que muchos de estos goles vinieron por rebotes y mala suerte». En cualquier caso, «estoy muy contento a pesar de todo».

Alto nivel en este torneo

Soriano ha destacado el nivel del torneo, «ya que selecciones como Málaga, Valladolid y Guadalajara son equipos muy trabajados durante todo el año con jugadores que hace unos años eran profesionales de esto». Además, «estos equipos tenían jugadas y automatismos que mostraban que había muchos entrenamientos por detrás, lo que unido a la calidad de los jugadores, ponía el listón muy alto para poder superarlos».

Precisamente, los conquenses vencieron al Guadalajara por 4-2 en el primer partido, momento en el que «pensé que había buena selección para llegar lejos». Posteriormente, superaron a Cartagena por 6-2 y perdieron en el último encuentro de la fase de grupos, cuando ya estaban clasificados. Posteriormente, en semifinales derrotaron a Valladolid por 4-3, tras comenzar perdiendo por 0-3. Sólo Málaga pudo con el combinado de Cuenca, tanto en la fase de grupos como en la final.

El subcampeonato le da «alegría», ya que Soriano lo veía «muy difícil». Obviamente, «hubiera sido mejor ganar, pero ha costado mucho llegar a la final y todo el equipo la veía como el premio al gran esfuerzo hecho». Tras dos subcampeonatos seguidos, el meta cree que «ya nos tiene que tocar ganar un Campeonato», pero mientras que el resultado sea este, no puedo decir que me vaya triste del torneo».

Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here