Inicio Opinión Prohibido…

Prohibido…

prohibido
Es curiosa la confrontación de mensajes de la foto, hoy hablamos un poco de las prohibiciones, falta de autonomía,… desde el punto de vista del deporte y los niños.

Evidentemente todo avanza y siempre caemos en la tentación de que todo tiempo pasado fue mejor. Este es uno de los casos, los niños actualmente van desde los 3 años a escuelas de tecnificación donde profesionales titulados les enseñan a cómo hacer las cosas de la manera ortodoxa, que movimientos hay que hacer,… No me gustaría que se malinterpretaran estas palabras como que estoy en contra de una enseñanza temprana de los conceptos. Creo que es necesario.

Ahora bien, coartar a los más pequeños para evitar molestias a los mayores es quitarles algo que la mayoría de los treintañeros que leáis esto habéis disfrutado. Esas tardes interminables donde la melodía más famosa de llamada que sonaba era “¡Nene, sube a cenar!”. Hace poco leí en un artículo de un profesor que vive entre Alemania y España que una de las mayores diferencias entre los dos países es la autonomía de la que gozan desde pequeños los niños alemanes y que pueden leer íntegramente en este enlace.

Seguramente los padres no se alegren si llegan a casa con un pantalón roto por tirarse jugando al fútbol, pero eso forma parte del aprendizaje de los niños, esas vivencias son de las que no se olvidan y con el tiempo recordamos con cariño. Aun así, sigo pensando que prohibimos demasiadas cosas a los niños.

Prohibido tumbarse. Prohibido tirar a trallón. Prohibido saltar la valla. Prohibido darle con el exterior. Prohibido regatear. Prohibido “chupar”. Prohibido gritar. Prohibido jugar en el recreo. Prohibido colgarse del columpio. Prohibido columpiarse fuerte. Prohibido pensar. Prohibido llevar botas sin marca. Prohibido sentarse. Prohibido hacer más de un deporte. Prohibido jugar con mayores. Prohibido tirarse por la cuesta con la bici.

Prohibido jugar sin equipaciones. Prohibido levantarse la camiseta. Prohibido cubrir el segundo palo. Prohibido mancharse de barro y verdín. Prohibido tirar de punterón. Prohibido pisar el césped. Prohibido no estar federado en un equipo. Prohibido jugar por placer. Prohibido crear. Prohibido llevar calentadores de diferente color al pantalón.

Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here