Inicio Balonmano Categorías inferiores El Incarlopsa Cuenca juvenil celebra su subcampeonato con una victoria clara ante...

El Incarlopsa Cuenca juvenil celebra su subcampeonato con una victoria clara ante el Alarcos

Incarlopsa Cuenca y Alarcos Ciudad Real se enfrentaron este sábado por la tarde en ‘El Sargal’, con todo decidido al ser segundo los conquenses y primeros los visitantes, pero con la búsqueda de sacar orgullo y poder ganar a un equipo que no se había dejado ningún punto en esta temporada, ni en la primera fase ni en esta segunda.

Pues bien, victoria aplastante de los de Jorge Domínguez por 35-23 en un encuentro en el que fueron inmensamente superiores y se quitan con ello la espina de la derrota en Ciudad Real el día de jueves santo (36-32). Ahora seguro que se estarán acordando del empate en Pedro Muñoz, porque si hubieran ganado allí y con los enfrentamientos directos, al empatar puntos Cuenca sería campeón y estaría clasificado para el sector nacional. Ahora tendrá que esperar a una renuncia para ir, algo en lo que confían los conquenses que suceda.

Choque que comenzó con intercambio de goles en los primeros minutos, donde los dos equipos querían dar espectáculo y apostaron por un choque abierto y de ataques. Pero Cuenca comenzó a ajustar su defensa y se fue en marcador con seis tantos de diferencia al saber leer a la perfección la defensa 3:2:1 de los del Alarcos con desdoblamientos y goles fáciles de seis metros de la segunda línea. Con esa ventaja y ese buen hacer conquense, Jesús Herreros se vio obligado a pedir tiempo muerto y cambiar su defensa. Aunque Jorge Domínguez tenía más que preparado el choque, esperaba ese movimiento como si de una partida de ajedrez se tratara y les siguieron saliendo las jugadas. Incluso pudo dar descanso a Armando en el minuto 20, cuando dio entrada a un fantástico Taravilla, que dirigió el juego de su equipo con soltura, calidad y clarividencia, llegando al descanso con 21-14.

Volvieron a salir con una defensa 3:2:1 los del Alarcos en la segunda mitad, por lo que Cuenca siguió desdoblando a sus jugadores buscando el desmarque sin balón, llegando goles fáciles de extremos y pivotes. Además, se unió la buena defensa y una segunda mitad excelente de Pablo Cano bajo palos.

Terminó el encuentro con el 35-23 final en un partido en el que el Incarlopsa Cuenca fue mejor y justo vencedor. Tras el bocinazo final, hubo hermanamiento entre ambos equipos y entrega de trofeos del vicepresidente de la Federación de Balonmano de Castilla-La Mancha, Dimas Chicote. Además de manteo para el entrenador, Jorge Domínguez y el delegado, Carlos Colmena.

Ahora esperan los conquenses que su gran temporada, donde solo han perdido un partido y han empatado otro, tenga premio con el deseado sector. De momento, pueden celebrar un más que meritorio segundo puesto, donde se han quedado a tan solo un punto de un Alarcos que solo se ha dejado puntos en El Sargal.

Comentarios