Inicio Fútbol Tercera División Héctor Rubio, jugador del Conquense: “Tenemos una alegría contenida porque todavía no...

Héctor Rubio, jugador del Conquense: “Tenemos una alegría contenida porque todavía no hay nada hecho”

Héctor Rubio celebra el gol marcado ante el Torrijos. Foto: A. Fernández.

Héctor Rubio, jugador conquense de la Balompédica, es de los veteranos en el club y, por eso, este domingo en Torrijos portó el brazalete de capitán. Juega en el centro del campo, también lo ha hecho a veces de manera circunstancial en el centro de la defensa, y es poco, por no decir nada, goleador. Sin embargo, ante el conjunto toledano marcó el primer gol de su equipo que terminó con 0-4. Un gol muy importante en el partido porque, como se dice coloquialmente, ‘abrió la lata’ en el minuto 70, tras no aprovechar sus compañeros claras ocasiones de marcar. Y qué gol, una cesión de Jairo en la frontal y un cañonazo cerca de la escuadra superior izquierda del portero Nico que no pudo hacer nada.

Con Héctor hablamos tras el entrenamiento de este lunes en el que se veía la alegría de la plantilla balompédica por el triunfo en Torrijos y lo cerca que está el ansiado ascenso.

No sueles marcar goles, pero lo haces cuando es muy importante.

– La verdad es que, goleador, no soy. Acostumbro a meter cada temporada uno, o dos, en la pasada no pude y lo que te puedo decir es que estoy feliz sobre todo por ayudar al equipo. Es verdad que fue el gol que inició la victoria y por ello estoy muy contento.

En la recta final de la temporada, Héctor Rubio está teniendo mucho protagonismo.

– Estoy haciendo lo mismo que todo el año, es decir, trabajar. Es verdad que estoy en un momento bueno, lo estoy tratando de aprovechar con las oportunidades que me dan, ayudando al equipo en lo que pueda igual que, cuando no eres tan protagonista en el campo, lo intentas hacer en otra faceta.

El Torrijos había perdido sólo tres partidos en su casa en la liga, eso sí había cosechado diez empates, pero el 0-4 era un poco impensable.

– La realidad es que fuimos bastante superiores, pero el 0-4 tampoco refleja lo que realmente sucedió en el partido porque los goles, hay que ser realistas, llegaron muy al final y, a lo mejor, el castigo es excesivo para ellos. Sí que fuimos justos vencedores, pero el campo del Torrijos nunca es fácil, ni es un equipo tan malo como pueda parecer por la clasificación. Hicieron una primera vuelta mala y, en la segunda, han puesto en apuros a muchos equipos. Hemos sido el que más ha dominado en su campo en esta liga.

El vestuario está más que alegre, ve el ascenso muy cerca, pero se habla de que no habrá relajación para lo que queda de liga.

– Tenemos una alegría contenida porque todavía no hay nada hecho. Nos queda un paso, el más difícil, y en el vestuario lo sabemos. Esto es como un partido de tenis en el que, por muy superior que seas, siempre cuesta cerrar los partidos. Ojalá no nos cueste, sabemos que tenemos varias oportunidades, pero queremos hacerlo en la primera, sabiendo que el sábado el Tarancón nos lo va a poner muy complicado porque también se juega cosas.

Ascender en casa, ante la afición. Un objetivo muy bonito para el sábado, pero el rival es temible a domicilio.

– No es una final porque, aún perdiendo, no se acaban nuestras posibilidades de ascenso, pero sabemos que es un partido muy difícil porque los números del Tarancón ahí están, para mí es un rival de play-off, va a disputar ese objetivo hasta el último momento y, si no están metidos en el play-off, es por los malos resultados que han cosechado en su casa, pero fuera de casa es indudable que son el mejor equipo, para mí es un equipazo, y además será complicado el partido por todo lo que conlleva consigo un derbi. Por eso, relajación ninguna.

Lo cierto es que, a falta de cuatro jornadas, el Conquense tiene el ascenso en su mano. Tal vez, algo impensable en el mes de agosto.

– La realidad es que hemos hecho las cosas muy bien, pero nos falta poner la guinda, algo que no será fácil. No somos campeones porque el Cazalegas ha hecho un temporadón, hay que reconocérselo, y se merecían pelear con nosotros por el título de campeón. Para muchos ha sido una sorpresa, al ser un equipo nuevo en la categoría, pero para los que conocemos a sus jugadores no nos ha resultado sorprendente. Por eso, nuestra temporada no ha sido de diez porque la suya ha sido de nueve y la nuestra de nueve y medio. Si no hubiera sido por el Cazalegas, a lo mejor estábamos hablando que hace un par de jornadas ya estaríamos en Segunda RFEF.

Por último, qué le decimos a la afición de cara al sábado.

– Que es el momento de animarse. La realidad es que nos cuesta en Cuenca engancharnos al fútbol, no sé muy bien por qué circunstancias, pero es el momento. Queremos vivir un día bonito en La Fuensanta, necesitamos su apoyo más que nunca porque tenemos un partido muy difícil. Se ha pedido que gente de Cuenca esté en el Conquense, ahora estamos cerca de diez jugadores nacidos aquí, y es el momento para estar con el equipo, al que le guste el fútbol.

El Conquense realizó su primer entrenamiento de la semana, este lunes en La Fuensanta, para descansar el martes y volver al trabajo el miércoles en los Tiradores. Tras el partido ante el Torrijos, no hay jugadores lesionados. Rober Gutiérrez tiene a toda la plantilla a su disposición.

Comentarios