Inicio Fútbol Categorías inferiores El Conquense Juvenil Nacional ya tiene al alcance de la mano el...

El Conquense Juvenil Nacional ya tiene al alcance de la mano el ascenso matemático a División de Honor

Imagen del encuentro en la primera vuelta entre Conquense juvenil y Toledo. Foto: Mario Gómez

El Conquense Juvenil Nacional está en la cuenta atrás para convertirse en nuevo equipo de División de Honor. Salvo debacle histórica en las siete jornadas que restan (deberían perder ellos todas las jornadas y que Cazalegas o Toledo, únicos que pueden darle alcance, ganen todo), los de Javi Soria y Héctor Rubio conseguirán subir y poner a un equipo de Cuenca en la máxima categoría del fútbol juvenil tres años después.

Tras la cómoda victoria ante el Torrijos, los balompédicos ya suman 69 puntos y aventajan en 17 al Cazalegas y 19 al Toledo. Faltan solo 21 por jugarse, lo que significa que, en cualquier jornada, ya se puede cantar el alirón. De hecho, a la vuelta del parón por Semana Santa, si los resultados acompañan, el Conquense certificaría el ascenso (siempre y cuando ganen su partido en Puertollano y el Cazalegas no lo haga en Toledo).

Objetivo real: el primer puesto

Lo que está claro es que si no se produce el ascenso en la jornada 28, será más pronto que tarde gracias a la inmensa diferencia de puntos y el colchón que ha ido acumulando el conjunto balompédico. Por eso, el objetivo real del Conquense en este tramo final es otro, con el ascenso virtualmente conseguido.

Hablamos de terminar el curso liguero como primero. El Albacete B es el único conjunto con ciertas opciones de alcanzarles, ya que los blanquillos están a 8 puntos de los blanquinegros. La excelente segunda vuelta del conjunto albaceteño les ha permitido recortar diferencias con el Conquense y serán ambos los que diriman el primer puesto de la Liga Nacional Juvenil. Eso sí, el Albacete B no puede ascender al tener ya al primer equipo en División de Honor.

Comentarios